ENTREVISTA A VERA GRIMMER (VILLA ADELINA, BUENOS AIRES)

vera 1¿Por qué elegiste la poesía para expresarte?

Me di cuenta de que la poesía juega mucho, toma a la palabra como un elemento lúdico y no la suelta. Así me siento cuando escribo poemas: liberada y con ideas nuevas. En cambio cuando escribo cuentos me cuesta un montón, no sé por dónde empezar, no me gusta lo que hago.

Seguramente es por falta de práctica.

¿Cuáles son las fuentes con que alimentás tus poemas?

¡Qué linda pregunta! Las fuentes con las que alimento mis poemas son canciones, mis amigos, las carreras que estudio, los viajes largos en colectivo, los sueños, artistas de diferentes disciplinas y mi novio. Algunas influencias en las que pienso seguido son Calamaro, Charly García, Spinetta, Chagall, Adriana Lestido, León Ferrari, David Lynch, Anna Frank, Él mató a un policía motorizado, of Montreal, The magnetic fields, Tracey Emin, My bloody valentine, entre otros.

 Hace un tiempo ya que me mueven mucho los movimientos generados por mujeres, siento que ahí es donde tengo que encontrarme para generar una voz propia poética. Es decir, al considerarme una mujer-que-escribe, así todo junto, mi yo mujer tiene que hacer eco en otras mujeres; y que esas mujeres me hagan eco a mí. En este aspecto me interesa y conmueve (qué interesante el verbo conmover: mover-con, como acompañando el movimiento) la obra de Marina Abramovic, Guerrilla Girls, Rosario Bléfari, Juana Molina, Frida Kahlo, la revista chilena Es Mi Fiesta, bandas musicales con integrantes mujeres (Sonic Youth, Sugar Tampaxxx, Panorámica, Los rusos hijos de puta, El Otro Yo, Carmen San Diego), Eva Semino, Florencia Ramondetta, Paola Cámpora y obvio, Eva Perón, la mejor de todas.

“Primero hay que pagar el derecho de piso, y eso se hace, irremediablemente, escribiendo. No queda otra”

También me fascina el arte argentino, en todas sus disciplinas. Tiene mucho para dar, siempre se reinventa a sí mismo y forja mi identidad. El Tucumán Arde, el siluetazo, Marta Minujín, el grupo Escombros, Kosice, el arte cinético, pop, Felina Super Heroína, Juan Ravioli, el compilado de canciones También Dormimos, 2 minutos, Flema.

¿Tu poesía se basa en lo cotidiano y/o los mundos interiores?

Sí, absolutamente. Al ser muy insegura tengo que replantearme todo el tiempo lo que soy. Me da miedo algo y es un motor para escribir. Me reviso a mí misma chequeando que esté todo bien (o no) y que un poema sea el resultado final de esa angustia. Me duelen las injusticias del mundo, en realidad, lo que me duele es sentir que estoy en una posición en la que no puedo ayudar o acercarme, entonces escribo para extender un puente, un gesto. Algo que me pasó hace poco me hizo sentir que aporté mi granito de arena. Fuimos a leer poemas a los colegios en el marco del festival de APOA, y yo leí uno que es sobre Argentina. A los pocos días recibí un mensaje en Facebook de uno de los estudiantes de la escuela pidiéndome el poema, porque le había gustado y quería leerlo de nuevo.

¿Qué rasgos la caracterizan?

Escribo en minúsculas, porque no me siento cómoda con las mayúsculas, ¿será que soy vanguardista? No corrijo casi nunca mis poemas, así como salen de mi mente van al papel o a la compu. Les queda un saborcito a frescura, como pan recién salido del horno.

¿Cuáles son las temáticas más repetidas que aborda tu poesía?VERA 2

Problematizo sobre el rol del artista, definiciones de cultura, el amor, los discursos (en el sentido de Foucault, vinculado al poder), mi país, al que tanto quiero. Siempre pregunto y debato con mis compañeros y profesores en las clases y los transformo en texto, voy a un recital y me quedo pensando. Hay situaciones que me despiertan bronca, como por ejemplo, el amiguismo en los puestos de trabajo o para tener una fecha, el snobismo en el mundo del arte, la precarización laboral.

¿Qué poetas nacionales y extranjeros son de tu preferencia? ¿En qué sentís que te han influenciado o qué aprendiste de ellos/as?

Juan Gelman es definitivamente mi influencia a nivel nacional, digamos. Su poesía me atravesó a los dieciséis años y me sigue haciendo sentir estremecida. Hay tanto dolor y esperanza en sus versos, dan ganas de alimentarse de sus ideas y luchar por lo que uno desea.

 Me acuerdo que cuando falleció el año pasado, lloré sin descanso. Me puse a leer su libro Hoy y no entendía por qué se había muerto. ¿Por qué se había muerto Gelman y yo no le había dicho lo genial que era su obra? ¿Por qué se había ido, no sabía nada de mí? ¿No le llegaba mi fanatismo hasta México?

Baudelaire y los poetas surrealistas (Artaud, André Le Breton) son increíbles porque exprimen la melancolía, el absurdo y la figura del poeta maldito, errante y nostálgico, haciéndome sentir muy identificada.

El poema “Lluvia” de González Tuñón, “Hijos de la época” de Wislawa Szymborska y “Muerte de la vaca ancestral” de María del Carmen Colombo son un antes y un después en mi poesía. Son tres vertientes claves sobre lo que siento: el amor, las decisiones políticas y la mujer.

A nivel nacional, Natalia Romero, Marie Gouiric, Fernando Bogado, Rita González Hesaynes, Luz García (la autora de “Entonces concha”) y Lucía Pérez Campos son grandes poetas. Todos con diferentes estilos, pero con una vocación muy firme a la hora de escribir: ya lograron una voz propia.

“Me duelen las injusticias del mundo, en realidad, lo que me duele es sentir que estoy en una posición en la que no puedo ayudar o acercarme, entonces escribo para extender un puente, un gesto”

¿Cómo ves al movimiento poético actualmente en tu ciudad?

Lo veo muy bien. En Buenos Aires hay toda una reivindicación de la poesía que me parece fenomenal. El Slam Argentino de Poesía Oral se ganó un gran espacio en la escena actual, piensa en la performatividad de la palabra: para ellos hay que ponerle el cuerpo. En estos días está el Encuentro Federal de la Palabra en Tecnópolis, una movida muy interesante para prestarle atención. Hay ciclos de poesía (Ciclo Carne Argentina, micrófono abierto en diferentes centros culturales, Varieté Literaria en el Club Cultural Matienzo, ciclo living de la editorial Nulú Bonsai), editoriales de poesía y/o literatura en proceso expansivo (El ojo de mármol, Elemento Disruptivo Editora, Eloísa Cartonera), fanzines, colectivos de poesía como Taller Hermoso. Buenos Aires presenta todo este boom poético desde siempre, pero ahora aún más: podemos escribir un poema en un mensajito de texto, leerlo en un espacio, subirlo al blog. Los espacios culturales están muy receptivos con la poesía y creo que el público también.

 ¿Qué opinión te merece lo que proponía el poeta Osvaldo Lamborghini: “Primero publicar, después escribir”?

No estoy de acuerdo. Escribir hay que escribir siempre, y publicar es la cristalización de un momento determinado. Legitima al escritor tener libros publicados, eso es cierto. Pero primero hay que pagar el derecho de piso, y eso se hace, irremediablemente, escribiendo. No queda otra.

 PARA LEER POEMAS DE VERA HACÉ CLIC ACÁ

VERA 3Nací en 1993 soy de Villa Adelina, Provincia de Buenos Aires. Siempre me gustó escribir, primero en diarios íntimos (que sigo conservando), y después cuando me enamoré por primera vez, comencé a tener cuadernitos solamente de poemas, cuentos y reflexiones. Alrededor de los 16 años el poema “Oficio” de Juan Gelman le puso voz a todos esos sentimientos que venía acumulando: escribir para mí es una tarea hermosa pero ardua, que cansa, ¡pero alegra tanto el corazón! Luego de haberme encontrado con ese poema, que es un manifiesto claro de la poesía en mi opinión, dejé de tener miedo a publicar mis escritos y los fui divulgando entre amigos, compañeros de la facultad, mi familia; y sorprendentemente uno de mis poemas fue publicado en una revista virtual en México a principios de este año. Ah, me olvidaba, estudio Letras en la UBA y Gestión del Arte y de la Cultura en UNTREF, con mucho cariño y esfuerzo, como ese “maldito gozo de cantar” de Gelman.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s