Almada Noguerón, Vanesa

Almada Noguerón, Vanesa

Almada Noguerón, Vanesa
(La Plata, Buenos Aires)

– volver a juntados 2015

nace en la ciudad de La Plata (Buenos Aires, Argentina), en 1980. Su labor literaria – en verso y en prosa – ha sido reconocida y premiada tanto a nivel nacional como internacional. Actualmente, reside en Mar del Plata, pertenece al equipo de redacción de revista cultural Poética e integra el staff artístico del ciclo Arte sin Aduanas. Para leer más sobre la autora, visitá: http://www.almadanogueron.blogspot.com.ar

APOSTILLA

todos los vasos de la casa rebalsan,
como mi cuerpo

un traje de espejos
-o acaso esa voz, en vocativo-
bastará para sanarlo

ya corrompí los naipes,
ya volqué lenguas y estampillas encima del parqué lustrado,
de la ropa blanca,
de manteles plásticos zafios amancillados;

ya volqué perlas domésticas en suelos ajenos
ya terminé de volcarlas

otros vendrán
bailarán en la sangre hervida de esta contraproducencia,
sospecharán que fui nombre y fuego

voy a adjetivarlo todo

COMPARATIVO / SUPERLATIVO

“y yo sola con mis voces, y tú tanto estás del otro lado que te confundo conmigo.”
Alejandra Pizarnik, en Infierno Musical, 1971.

lo que había escrito con crayones / celeste fuerte
y destruí
por falta de devoción al verde flúor del esmalte que llevabas puesto
era el cadáver borroneado de una frase que decía
que nos habían mentido:
perfección no es sustantivo abstracto

en el espejo
te dejé una prueba

y podría argumentar – palabras más, palabras menos –
que Alejandra me debía un favor
que el tiempo no se quiso apurar
que vos

pero cuando uno saca a ventilar esas vergüenzas / del bajo vientre
y las otras (más despreciables) / del bajo pecho
la vanidad con que tapamos el hueco
suele poner a secar al sol la otra mitad del colchón
y no hay palabras abstractas que puedan burlarnos la correspondencia
no hay París ni Buenos Aires
no hay poetas malditos
que puedan amamantarnos

MADE IN CHINA

si se callaran todos podría existirla
atraparle la respiración y perseguirle el aire hasta los pozos del patio que llevan directo al Asia Oriental
desautomatizarla

si se callaran todos podría inventarte
descomponer en sílabas tu nombre
arrancarlo
de cada cartel de cada puerta girante de cada dedo apoyando huellas en el agua profanada de las ventanas
tu nombre

tan poco espacio en el vidrio para decir tanto
tu nombre

si se callaran todos podría habitarlo
tu nombre

si se callaran
tu nombre

ahora me doy cuenta de lo dramática que puede ser una palabra
tu nombre

adentro de esa palabra está el mundo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s